boletinagrario.com

Información y Recursos sobre Agroalimentación y Medio Ambiente

AgropolíticaTrabajo

El Plan de Fomento de Empleo Agrario permitió contratar en 2011 a 148.758 personas

Andalucía, con 103.353 contratos, fue la Comunidad Autónoma que más beneficiada se vio de las ocho en las que se aplica

Los Planes de Fomento de Empleo Agrario permitieron durante el pasado año la contratación de 148.758 trabajadores en ocho comunidades autónomas de España. La duración media de los contratos fue de 83,4 días de trabajo y donde más personas se contrataron fue en Andalucía, seguida por Extremadura. Unos datos que reflejan el importante papel socioeconómico de los PFEA, destaca Comisiones Obreras

07-09-2012 por CCOO

Contenidos de la entrada

El Plan de Fomento de Empleo Agrario y Zonas Rurales Deprimidas permitió en el ejercicio 2011 la contratación en el conjunto de las ocho Comunidades Autónomas donde se desarrolla la contratación de 148.758 trabajadores eventuales agrarios, con una media de 83,4 días trabajados para la realización de obras de interés social en los municipios de las zonas rurales de las Comunidades Autónomas de Andalucía, Aragón, Extremadura, Castilla la Mancha, Castilla y León, Canarias, Comunidad Valenciana y Murcia.

 

El mayor número de contrataciones se produjo en Andalucía con 103.353 contratos y el menor en la Comunidad autónoma de Aragón con 143 contratos. En las restantes Comunidades Autónomas donde se desarrollan estos Planes de Empleo las contrataciones fueron; Extremadura 36.726, Canarias 880, Castilla la Mancha 2.486, Castilla y León 968, Comunidad Valenciana 2.880 y Murcia 1.322.

La media de los días de trabajo por trabajador contratado fue de 83,4 días siendo en la Comunidad Autónoma de Aragón donde los contratos fueron de más duración, una media de 109,5 días y las más baja en Andalucía con 17,1 días, en las otras Comunidades que se aplican la duración media de los contratos oscilo de la manera siguiente: Canarias 89,4 días de duración del contrato; Castilla la Mancha 87,9; Castilla y León 101,4; Comunidad Valenciana 53,7; Murcia 83,4.

Estos datos de contratación suponen una importante inyección económica para la deprimida economía de las zonas rurales donde se aplican estos Planes de Empleo sobre todo porque se desarrollan en las épocas de mayor paro estacional y menor actividad agraria lo que constituye un complemento de rentas de los trabajadores asalariados agrícolas y al mismo tiempo les permite reunir los requisitos de cotización para acceder a las prestaciones por desempleo, o los Subsidios asistenciales correspondientes a los que tengan derecho.